SEMANA IV – LUNES: Beato Marcel Denis, m.e.p. (07.08.1919 ‐ 31.07.1961)

                                                                  denis-mep-chez-les-thaimeui-1960                  ¡Qué interesante es predicar a estas gentes que nunca han oído presentarles nuestra religión! Senta
do sobre el suelo de su casa elevada, se puede ver la antorcha que arde.

Las horas de la noche pasan. El viejo de ojos rasgados, con el rostro surcado de arrugas, cuenta las tribulaciones de tiempos pasados, las costumbres; dice lo que le gusta y lo que no le gusta de todas estas prácticas…

Después de los kilómetros y las escaladas de la jornada, uno pierde rápidamente la conciencia en cuanto se tumba en el tapete, y ya puede llover, tronar, uno duerme como un tronco – el frescor de la mañana nos despierta…

Las sucesivas vueltas han permitido trabajar, remover y sembrar. El resultado no es enorme, pero hago pie – algunas familias se convierten… Todo eso, suponen jornadas de marcha, de visitas en vano (aparentemente), toda una atmósfera que hay que crear, y la semilla germina – gracias a las oraciones y sacrificios de tanta gente que no conocemos. Abandonar el culto a los genios, a la gente no les cuesta mucho, pero no se atreven a arriesgarse – ¡porque los genios se vengan! Cuando se lanzan a esta aventura que es la conversión, es necesario acompañarles bien, instruir y curar.

Cartas de Marcel Denis a su padre,
20 de Marzo y 29 de Abril de 1957

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s